Calculadora simulador amortización parcial de la hipoteca – Hipotecas Saltar al contenido
Hipotecas

Calculadora simulador amortización parcial de la hipoteca





Amortización parcial anticipada de la hipoteca

Amortizar, amortizar y amortizar… esas son las tres palabras que deberíamos estar pensando constantemente si tenemos que soportar lo que normalmente es para muchas personas la losa de un préstamo hipotecario o una hipoteca. Es ideal amortizar parcialmente nuestra hipoteca para ir acabando con ella, si podemos ahorrar claro… desgraciadamente no todas las personas tienen el privilegio de conseguir ahorrar porque no llegan a final de mes.

La crisis económica, los salarios bajos, el desempleo, etc, son muchos de los problemas que mucha gente tiene que hacer frente y si encima tenemos la pesada carga de una hipoteca todo es mucho más preocupante. Desgraciadamente, la crisis económica que apareció a finales de 2007 encontró a muchas personas y familias pagando sus hipotecas, porque anteriormente nos habíamos encontrado en un periodo de esplendor económico, en una etapa expansiva de la economía e inmersos en una burbuja inmobiliaria que a muchos invitaba a tener su propia vivienda.

Amortización parcial de la hipoteca, amortización anticipada de la hipoteca, amortización parcial anticipada de la hipoteca y cancelación de la hipoteca

A veces se habla de amortización parcial de la hipoteca, otras veces de amortización anticipada de la hipoteca, y otras de amortización parcial anticipada de la hipoteca. Para nosotros la forma más correcta es la última: amortización parcial anticipada de la hipoteca, ya que lo que queremos es realizar una aportación extraordinaria de dinero para reducir de forma parcial el capital que tenemos pendiente de nuestra hipoteca y además lo realizamos de forma anticipada, ya que es una aportación extra de capital, no el dinero que mensualmente nos extrae el banco de nuestra cuenta bancaria por la cuota mensual o por el nuevo plazo de amortización. Esta sería la amortización ordinaria pero no una amortización parcial anticipada de la hipoteca.

También debemos diferencial entre amortización parcial anticipada de la hipoteca y amortización total anticipada de la hipoteca, ya que esta última expresión se refiere a la cancenlación total de nuestra hipoteca mediante el pago total del capital pendiente.

Si tenemos la suerte de poder ahorrar durante varios meses, y sabemos que ese dinero no lo vamos a necesitar, lo mejor es reducir la deuda o capital pendiente de nuestra hipoteca, realizando una amortización parcial de la misma y así conseguir o bajar la cuota mensual que pagamos por ella o reducir el tiempo que nos queda para liquidar definitivamente todo nuestro préstamo hipotecario.

Nos encontramos por tanto con dos opciones en la amortización parcial de la hipoteca:

  • Reducir cuota de la hipoteca
  • Reducir el plazo pendiente de la hipoteca

En ambos casos, reducimos, rebajamos la deuda, y eso es muy positivo. Tenemos que pensar antes de realizar la amortización parcial del préstamo hipotecario, que ambas opciones tienen sus diferentes ventajas.

Si realizamos una amortización parcial del préstamo reduciendo el plazo, conseguiremos rebajar mucho más los intereses que pagaremos por el resto del capital pendiente, por la sencilla razón que en toda hipoteca, menos tiempo se correlaciona con menos intereses. De ahí, que cuando vayamos a firmar un contrato hipotecario, si podemos elegir tener el menor plazo para pagar la hipoteca mucho mejor.

Entre dos préstamos hipotecarios a igualdad del resto de condiciones, pagaremos muchos menos intereses si lo firmamos a devolver a 20 años, que en 30 y muchísimos menos intereses si firmamos con un plazo pendiente de 20 años que si lo pactamos a 40 años. Pero claro, la cuota mensual en una hipoteca es más baja cuanto mayor sea el plazo pendiente, y muchas veces las entidades financieras juegan con esa ventaja. En este caso, debemos de actuar con sentido común y buscar un equilibrio consiguiendo que la cuota resulte asumible para nuestro bolsillo, y que el plazo de tiempo no sea excesivamente alto. Y en todo caso, si disponemos capacidad de ahorro, ir realizando amortizaciones parciales de la hipoteca.

Pero vayamos al asunto principal qué ventajas tiene una amortización parcial de la hipoteca reduciendo plazo y una amortización parcial de la hipoteca reduciendo cuota.

Amortización parcial de la hipoteca reduciendo plazo

Como hemos comentado anteriormente, una reducción del plazo en la amortización parcial nos llevará a una reducción más importante en los intereses a pagar por nuestra hipoteca, por la regla general que a menor plazo pendiente de deuda menos intereses, pero como contrapartida en esta opción de reducir tiempo en nuestra aportación extraordinaria, la cuota se mantendrá, seguiremos pagando lo mismo, a pesar de que nuestro ahorro que hemos destinado para reducir la deuda de la hipoteca ya no existe.

Digamos mejor que sí que existe, pero ahora ese dinero que hemos aportado para realizar una amortización parcial de la hipoteca reduciendo plazo pendiente se ha convertido en una reducción de la deuda. También en una disminución del plazo restante y en una disminución de los intereses que íbamos a pagar por nuestra hipoteca si no hubiéramos realizado la amortización parcial. La reducción de los intereses a pagar por todo el capital pendiente de la hipoteca tras la amortización parcial optando por reducir tiempo, es mayor que si hubieramos escogido la opción de la amortización parcial de la hipoteca reduciendo cuota.

Amortización parcial de la hipoteca reduciendo cuota

En este caso, vemos más directamente el fruto de nuestra amortización parcial de la hipoteca. Hemos reducido con la aportación extraordinaria de dinero, la cuota mensual de la hipoteca. El mes siguiente ya notaremos que nuestra cuota mensual ha bajado.

Pero, la disminución de los intereses a pagar por el capital pendiente no será tan acentuada como con la opción de reducir tiempo, y evidentemente el plazo pendiente o el tiempo que nos queda para que nuestra hipoteca termine no se ha reducido absolutamente nada.

Hay una ventaja que no hemos mencionado en la amortización parcial anticipada de la hipoteca disminuyendo la cuota mensual: conseguiremos más dinero libre para destinar a otras necesidades o para poder comprar aquello que tanto deseamos, en definitiva para ganar un poco de libertad financiera, pero también, al reducir la cuota, podremos tener más dinero libre, para poder ahorrar y hacer pronto otra amortización parcial de la hipoteca y así amortización tras amortización de la hipoteca que esta sea cada vez más llevadera, hasta que finalmente acabemos con ella.

Comisión de desistimiento por amortización parcial anticipada de la hipoteca

Si cuando firmamos nuestra hipoteca, no nos preocupamos de que no tuviera la comisión de desistimiento, puede que facilmente tengamos dicha comisión en nuestro contrato y debido a ello debemos pagar una cantidad de dinero en forma de sanción por no haber seguido de forma extricta los pagos mensuales de la hipoteca establecidos y haber reducido nuestro capital pendiente mediante una amortización parcial anticipada de la hipoteca.

Afortunadmente con la nueva ley hipotecaria la comisión por desistimiento es bastante reducida: durante los primeros cinco años de la vida del préstamo hipotecario un límite de 0,15% o un 0,25%, pero solo en los tres primeros años. Ambas formulas de comisión de desistimiento son totalmente validas.

Pongamos un ejemplo: imaginemos que queremos realizar una amortización parcial anticipada de la hipoteca  de 10.000 euros durante el tercer año de la vida del préstamo. Si tenemos aplicado la primera fórmula: 0,15% en los primeros 5 años, pagaremos por esos 10.000 euros que entregamos de forma anticipada tan solo 15 euros. Si tenemos aplicado la segunda fórmula por esos 10.000 euros de aportación extraordinaria pagaríamos 25 euros.

Aquí te mostramos una potente calculadora simulador amortización parcial de la hipoteca, con el botón de comparar reducir cuota con reducir plazo. Solo tienes que rellenar cinco casillas, el capital pendiente, el tipo de interés que pagas por tu hipoteca. Recuerda que, si es hipoteca a interés variable, el tipo de interés es la suma del valor del índice hipotecario, ya sea IRPH o Euríbor, y el diferencial.

En el recibo de la cuota que nos envía el banco o que podemos conseguir online en la website de la entidad financiera en la que tenemos la hipoteca, el tipo de interés ya viene sumado, es decir, el valor del índice de referencia más el diferencial. También debemos de rellenar la aportación extraordinaria o amortización parcial que queremos entregar al banco y por último el plazo pendiente, es decir, el número de años y meses que nos resta por liquidar toda nuestra hipoteca.

¡Adelante! Utiliza la calculadora que te ofrecemos, puedes realizar infinidad de cálculos y comparaciones para así realizar el tipo de amortización parcial de la hipoteca que más te interese.

Calculadora simulador amortización parcial de la hipoteca

Simulador Amortización Parcial Hipoteca

Rellena las cinco casillas siguientes:

Capital Pendiente:

Cantidad a amortizar:

Interés:

%

Plazo Pendiente:


años y

meses.

Cantidad total a pagar

SIN

amortización parcial anticipada:

Total de intereses que se pagarán

SIN

amortización parcial anticipada:

¡Atencion! Si solo sabes el número de letras pero no los años y meses, haz clic aquí para

convertir letras en años y meses.

Reducción de cuota

Cuota antes de amortizar:

Nueva Cuota:

Ahorro mensual:

Ahorro anual:

Ahorro total de intereses:

Intereses totales a pagar después de amortizar:

Cantidad total a pagar después de amortizar:

Reducción de plazo

La cuota se mantiene en:

Antes de amortizar el número de cuotas es:

Después de amortizar el número de cuotas es:

Ahorro de letras:

El nuevo plazo es:

años y

meses.

Ahorro de tiempo:

años y

meses.

Ahorro total de intereses:

Intereses totales a pagar después de amortizar:

Cantidad total a pagar después de amortizar: